Agua Destilada para aplicación en baterías eléctricas

 

Las baterías son dispositivos electroquímicos que tienen la capacidad de almacenar energía en forma totalmente química. La gran mayoría están compuestas por placas de plomo y electrolitos (agua), que hacen posible la reacción química para generar energía.

El agua en combinación con las placas de Plomo, genera una reacción química dentro de las baterías; dicha reacción provoca que poco a poco el agua, que debe cubrir las placas de Plomo, se evapore, dejándolas al descubierto. Cuando el nivel de agua es bajo o insuficiente, las baterías se esfuerzan mayormente para generar la energía provocando desgaste, y por ese motivo algunas veces nos encontramos con una batería "descargada". Por esta razón se recomienda revisar frecuentemente el nivel de electrolito.

Es imprescindible utilizar agua destilada para compensar el nivel de electrolito al cubrir las placas de Plomo, ya que de lo contrario, las sales y minerales que se encuentran en el agua convencional al combinarse químicamente con el electrolito aceleran el proceso de deterioro de las placas de Plomo, o podrían ocasionar un corto circuito. Además, el agua de la llave reduce el tiempo de vida útil de las baterías o en el peor de los casos las deja inservibles.

 

Te dejamos la siguiente infografía para que puedas observar de manera gráfica el nivel correcto de electrolito con las placas de plomo.
 

Baterías.png

No olvides dejarnos tus dudas y comentarios y con gusto ¡te responderemos!